Enterrados vivos.

(ANTES DE NADA, NO LEER SI ERES SENSIBLE... PUEDE PROVOCAR MIEDO DURADERO)

George Washington, por miedo a ser enterrado vivo por equivocación, ordenó a los médicos que mantuvieran su cuerpo 3 días antes de ser enterrado. Y así se hizo.
Pero esto no fue una neurosis del primer presidente de los Estados Unidos. En España por ejemplo, no se podía enterrar a un muerto hasta pasadas las 48 horas desde su muerte y la expresión "Salvados por la campana", viene de una costumbre de la Edad Media, donde a los enterrados se les dejaba un cordel en el ataúd y si despertaban bajo tierra, podían tirar y avisar haciendo sonar una campana que comunicaba con el exterior.
Y es que sí han habido evidencias de gente enterrada viva. Pero por supuesto, esto se ha sabido después de desenterrarlas. Después de ver las caras descompuestas de terror, de incomprensión, claustrofobia y locura.




Encontrarse, despertarse dentro de un ataúd a 3 metros bajo tierra, sin luz, sin oír nada excepto los gusanos moviéndose, y la progresiva falta de aire que te ahoga, producen un miedo imposible de aguantar, un miedo que te lleva directamente a la locura. Despertarse enterrado vivo, es peor que la muerte.

En algunos lugares, a los muertos se le enterraban con un arma. Así, si despertaban, podían quitarse la vida. (yo personalmente prefiero el método de la campana). 

Pero dejando los posibles efectos que produce despertarse enterrado,  el siguiente paso sería preguntarse: Si siempre ha dado tanto miedo, ¿cómo puede ser que la gente se equivoque y sea enterrada aun viva?

Pensamos que esto es algo del pasado, que ahora no hay equivocaciones y nadie es enterrado vivo. Pero sin ir más lejos, se sabe que en 2010 falleció un ciudadano chino, y fue enterrado vivo. Este hombre al despertar empezó a gritar y a gritar y casualmente la "difunta" pudo oír la tenue voz de ultratumba y ordenó que pararan de echarle tierra. Gracias a que convenció a la familia pudo desenterrar a su esposo que realmente sí estaba vivo. Aguantó 3 horas. Pero muchos no corren la misma suerte. Algunos despiertan tarde.

Los expertos piensan que pudo sufrir una de las enfermedades más cercanas a la muerte: la Catalepsia o "Muerte Aparente". 

El proceder de esta enfermedad es verdaderamente espeluznante (no se lo deseo ni al peor enemigo).

De repente, el paciente que sufre Catalepsia se paraliza. Él aun está vivo, sigue escuchando y sus ojos aun ven. Pero no se mueve, los músculos se quedan rígidos como los muertos, el corazón reduce las pulsaciones al máximo, la respiración es casi inexistente, el metabolismo baja y el cuerpo se enfría. Aparentemente está muerto y para cualquiera que no tuviera mucha experiencia, lo estaría... incluso para algunos médicos. Pero el paciente sigue oyendo y sabiendo lo que pasa a su alrededor, pero no puede moverse, tampoco puede gritar... y es testigo de como le lloran sus seres queridos, de como le introducen en el ataúd y como la oscuridad y el silencio mortal le van envolviendo.

En la mayoría de los casos el enfermo se despierta (o mejor dicho se puede mover y gritar) cuando ya está enterrado... entonces es demasiado tarde. La poca esperanza que recupera al poder moverse y gritar se desvanece cuando se da cuenta que no puede hacer nada.


Una curiosidad: Se sabe que la experiencia es un grado de sabiduría. En algunos velatorios, antes de enterrar al muerto, la abuela pinchaba el pie del enfermo de Catalepsia con una aguja de coser. Si emanaba sangre de la herida, como a cualquier vivo, se le volvía a hacer exámenes médicos y se le permitía permanecer un par de días sin enterrar.

5 comentarios:

  1. Una duda a tus palabras:
    "...
    Encontrarse, despertarse dentro de un ataúd a 3 metros bajo tierra, sin luz, sin oír nada excepto los gusanos moviéndose..."

    Que gusanos? si esta vivo?..

    ResponderEliminar
  2. Cuando hay mucho silencio puedes escuchar la carcoma rompiendo las fibras de la madera... y estas vivo no?

    ResponderEliminar
  3. Mucha correción pero nadie vio el fallo más grave (aparte de faltas de ortografía y de puntuación).
    "[...] y casualmente la "difunta" pudo oír la tenue voz de ultratumba y ordenó que pararan de echarle tierra [...]" ¿Perdón? ¿Una difunta que oye? ¿Quizá quisiste decir "viuda"? XD

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...