LA MISTERIOSA EXPLOSIÓN DEL TUNGUSKA


Desde que leí la declaración de uno de los testigos del tremendo acontecimiento que pasó en la inhóspita Siberia, siempre había querido investigar un poco sobre él. Os trascribo lo que me llamó la atención, dijo: "estaba tranquilamente en el balcón, solo mirando al horizonte, y de repente el cielo se partió en dos y cayó sobre el bosque, toda la parte norte del firmamento parecía cubierta por fuego... En ese momento, hubo un estallido en el cielo y un gran estrépito... Al estrépito lo siguió un sonido como de piedras que caían desde el cielo o de pistolas que disparaban. La tierra tembló. Sentí un calor tremendo que venía del punto de impacto, parecía como que ardía la ropa."

Este testimonio, que parece la descripción de una guerra nuclear, del mismo infierno o del fin del mundo, fue el de un hombre que se encontraba nada mas y nada menos que a 67 km del lugar del "impacto"... imaginaros pues la magnitud del cataclismo.

El cielo se tiño de rojo, y se formaron nubes que lo cubrieron. Las ondas sísmicas se detectaron a más de 15.000 Km.

Esto sucedió una mañana del 30 de junio de 1908, en la región de Tunguska, en Siberia Central, Rusia.  Y lo que no sabe mucha gente es que este acontecimiento estuvo a punto de terminar con gran parte de la humanidad, o por lo menos, la sociedad y el mundo en el que vivimos estuvo a punto de cambiar de forma rápida, violenta y radical.


El curioso incidente de Tunguska, no se puede llamar "impacto" aunque sus efectos fueron devastadores. A 3 km a la redonda, los animales murieron al instante y los árboles quedaron tumbados. La onda expansiva afectó a lugares de hasta 600 km de distancia, rompiendo cristales, causando daños en tímpanos de animales y personas e incluso volcando carros de caballos. Todas los seres vivos que se encontraban a una distancia menor a 800 km pudieron oir el estallido el cual afectó directamente a más de 2.000 km2. Estamos hablando de más de 100, no de más de 1.000, no de más de 10.000 y de 100.000 campos de fútbol, exactamente de 250.000 campos de fútbol arrasados por la onda expansiva.

La parte "buena" es la zona del impacto era una zona deshabitada y aunque hay muchos testigos y afectados en diferentes grados, parece ser que no hubo ningún fallecido.


¿Y qué es lo que sucedió?

Son muchas las teorías que han tratado de explicar el misterioso acontecimiento. Quizá penséis que calificarlos de misterioso es pecar de dramátismo, pero es que realmente no impactó nada. Lo que parece ser el impacto de un meteorito, no es así: no hay cráter de impacto ni restos del meteorito. Por tanto, no queda claro lo que ha sucedido... pero IMPACTO, no hubo.

Entres las explicaciones podemos encontrar las siguientes:

Para las gentes rurales de la zona, para aquellos testigos de la época, el acontecimiento fue sencillamente una muestra de poder del dios Ogdy, el dios de las tormentas... que vuelca su furia sobre el pueblo a modo de castigo.


Otra argumento que trata de explicar el hecho de Tunguska es el del agujero negro. Según se dice, la Tierra fue atravesada por un agujero negro de un tamaño pequeño. No obstante las matemáticas parecen no estar muy de acuerdo con esta explicación ya que deberían haber dejado restos en otras partes del planeta....

La siguiente teoría también está relacionada con el espacio: La materia oscura. Como se sabe, esta materia no se ve, y se destruye con materia "convencional" expulsando cantidades de energía inimaginables. Es decir, gran cantidad de energía. A medida que fuera acercándose a la Tierra se iría destruyendo y tocar el suelo cuando produjo la gran reacción... que según calculan, estaría rondando las 1.000 bombas de Hiroshima.

Explosión de bomba atómica.
Por último, la teoría del meteorito... esta es la más aceptada. Según parece, se trataba de un meteorito de 90 metros de largo y que viajaba a más de 50.000 km/h. Fue tanta la velocidad que llevaba que al tocar la atmósfera se fue recalentando a miles de grados de temperatura... para llegar a la troposfera, donde la mayor cantidad de oxígeno y la energía acumulada, se unieron para crear la explosión más grande vista por la humanidad.

¿y por qué no hay restos? Parece ser que la explosión se produjo a 8.000 metros de altura y fue por eso que no existe un cráter típico del impacto.

Si realmente hubiera sido así, si el impacto se hubiera producido, la explosión hubiera sido tan grande que la vida en la todo el continente asiático se hubiera visto seriamente amenazada.

Antes de acabar, quiero nombrar una teoría que me llama la atención. Esta afirma que nuestra civilización fue salvada por una fuerza superior, por una tecnología mil veces más avanzada que la nuestra y que fue capaz de interceptar el meteorito que podría terminar con la humanidad... el primero en sugerirlo fue el escritor de ciencia ficción, Aleksandr Kazantsev y más tarde Valery Uvarov, jefe del Departamento de investigación OVNI, que aseguraba la intervención extraterrestre tras analizar unas piedras con diferentes símbolos de difícil (o imposible) fabricación por la tecnología actual.

Extrañas piedras con metal desconocido que se encontraron
en la zona y que sirven de apoyo para la teoría extraterrestre

A continuación os dejo algunos informes de los testigos que pudieron presenciar el misterioso acontecimiento Tunguska.

Informes:

Un agricultor de la zona de Kezhma dijo, "en aquel momento estaba arando mi tierra en Narodima. Cuando me senté a tomar mi desayuno al lado de mi arado, escuché explosiones repentinas, como si fuera armas de fuegos. Mi caballo cayó sobre sus rodillas. Desde el norte, sobre el bosque, una llama se alzó. Pensé que el enemigo estaba disparando, ya que en esa época se hablaba de guerra. Luego vi que el bosque de abeto había sido doblado por el viento y pensé en un huracán. Agarré mi arado con las dos manos, para que no se lo llevara. El viento era tan fuerte que se llevó parte del suelo de la superficie de la tierra, y luego el huracán impulsó una pared de agua hasta el Angara. Lo vi todo muy claramente, porque mi tierra estaba en una colina."

Otros testimonios del evento

"A la hora del desayuno estaba sentado junto a la casa en el puesto comercial Vanavara (65 kilómetros al sur de la explosión), mirando hacia el norte. [...] de repente me di cuenta que directamente al norte, sobre la carretera Onkoul de Tunguska, el cielo se dividió en dos y el fuego parecía alto y amplio sobre el bosque. La división en el cielo se hizo más grande, y todo el lado norte estaba cubierto de fuego. En ese momento se hizo tan caliente que no pude soportarlo, sentí como si mi camisa estuviera en llamas, desde el lado norte, donde estaba el fuego, vino un fuerte calor. Yo quería arrancarme la camisa y tirarla al suelo, pero entonces el cielo se cerro, y un ruido fuerte sonaba, y fui arrojado a unos pocos metros. Perdí mis sentidos por un momento, pero entonces mi mujer salió corriendo y me llevó a la casa. Después llegó ese tipo de ruido, como si las rocas caían o cañones disparaban, la tierra tembló, y cuando estaba en el suelo, me apreté la cabeza hacia abajo, temía que las rocas pudieran destrozarme. Cuando el cielo se abrió, el viento caliente corrió entre las casas, al igual que de los cañones, que dejaron huellas en el suelo como caminos y dañó algunos cultivos. Después vimos que muchas ventanas fueron destrozadas, y en el granero una parte de la cerradura de hierro se rompió ".

- Testimonio de S. Semenov, según lo registrado por la expedición de Leonid Kulik en 1930.

"Tuvimos una cabaña junto al río con mi hermano Chekaren. Estábamos durmiendo. De pronto los dos nos despertamos al mismo tiempo. Alguien nos empujó. Habíamos oído silbidos y sentimos el fuerte viento. Chekaren dijo:" ¿Puedes oír todos los pájaros que vuelan arriba? Los dos estábamos en la cabaña, no podía ver lo que estaba pasando afuera. De repente, fui empujado de nuevo, esta vez con tanta fuerza que caí en el fuego. Me asusté. Chekaren se asustó demasiado. Empezamos a gritar por el padre, madre, hermano, pero nadie respondió. Había ruido más allá de la cabaña, podíamos oír los árboles que caían. Yo y Chekaren salí de nuestras bolsas de dormir y queríamos salir corriendo, pero luego el estruendo golpeó. Este fue el primer estruendo. La tierra comenzó a moverse, las rocas y el viento golpearon nuestra cabaña y lo derribo. Mi cuerpo fue empujado hacia abajo con palos, pero mi cabeza estaba libre. Entonces vi una maravilla:.. los árboles caían, las ramas estaban en llamas, se hicieron intensamente brillantes, como digo esto, como si hubiera un segundo sol, mis ojos me dolían, incluso los cerré. Era como lo que los rusos llaman un rayo. Y luego había un fuerte estruendo. Este fue el segundo estruendo . Era una mañana soleada, no había nubes, el Sol brillaba como siempre, y de repente vino un segundo!
Chekaren y yo tuvimos algunas dificultades al estar debajo de los restos de la cabaña. Entonces observamos que por encima, pero en un lugar diferente, había otro destello, y vino un gran estruendo. Este fue el tercer estruendo. El viento volvió, nos echo de nuestros pies, golpeando contra los árboles caídos.
Nos fijamos en los árboles caídos, vimos las copas de los árboles que quedaron quebrados, observado los incendios. Chekaren de repente gritó "mirar para arriba " y señalando con la mano. Miré hacia allí y vi a otro destello, y se producio otro estruendo. Pero el ruido era menor que antes. Este fue el cuarto estruendo, como un trueno normal.
Ahora me acuerdo muy bien también hubo un estruendo más, pero era pequeño, y en algún lugar lejano, donde el sol se va a dormir."

- Testimonio de Chuchan de Shanyagir tribu, según lo registrado por IMSuslov en 1926.

"El 17 de junio alrededor de las 9 de la mañana, se observó un fenómeno natural inusual. En el pueblo de Karelinski, los campesinos vieron al noroeste, en lo bastante alto sobre el horizonte, algún cuerpo celeste extrañamente brillante (imposible mirar) de color blanco azulado, que durante 10 minutos se movió hacia abajo. El cuerpo aparecía como un "tubo", es decir, un cilindro. El cielo estaba despejado, se observó sólo una pequeña nube negra dejada en la dirección del cuerpo luminoso. Estaba haciendo calor y sin lluvia. A medida que el cuerpo se acercaba a la tierra (bosque), el cuerpo brillante parecía difuminarse, y luego se convirtió en una nube gigante de humo negro, y se oyó un fuerte estruendo (no trueno), como si grandes piedras caían o como si artillería estaba disparando. Todos los edificios temblaron. Al mismo tiempo, la nube comenzó a emitir llamas de formas inciertas. Todos los aldeanos fueron golpeados por el pánico y salieron a las calles, las mujeres lloraban, pensando que era el fin del mundo . "El autor de estas líneas estaba en el bosque cerca de 6 versta N de Kirensk, y oyó al NE algún tipo de descarga de artillería, que se repetía en intervalos de 15 minutos por lo menos 10 veces. En Kirensk en unos pocos edificios en las paredes que dan al norte-este los cristal de las ventanas se sacudieron".

- Periódico Sibir, 02 de julio 1908

"Cuando cayó el meteorito, se observaron fuertes temblores en el suelo, y cerca del pueblo Lovat del Kansk uezd se escucharon dos explosiones fuertes, como de artillería de gran calibre."

- Periódico La vida de Siberia, 27 de julio 1908

"Pueblo de Kezhemskoe. El día 17 un evento atmosférico inusual. A las 7:43 se escuchó el ruido parecido a un viento fuerte. Inmediatamente después, un golpe sonó horrible, seguido por un terremoto que sacudió literalmente los edificios, como si hubieran sido golpeados por un gran tronco o una roca pesada. El primer golpe fue seguido por un segundo, y luego una tercera Entonces -. el intervalo entre la primera y el tercer estruendo fueron acompañados por un traqueteo subterránea inusual, similar a una vía férrea sobre la cual decenas de trenes están viajando al mismo tiempo. Después de 5 a 6 minutos, se escuchó, con una semejanza exacta, a fuego de artillería: 50 a 60 salvas, en cortos intervalos iguales, que iba haciéndose cada vez más débil. 1,5 - 2 minutos después de un de los "bombardeos".. se escucharon seis golpes más, como cañones de disparo, pero individualmente, ruidoso, y acompañados de temblores. "El cielo, a primera vista, parecía ser clara. No había viento y no había nubes. Sin embargo, una inspección más cercana al norte, es decir, donde se escucharon la mayoría de los estruendos, una especie de nube de ceniza se vía cerca del horizonte que se hacía cada vez más pequeño y más transparente, y posiblemente en torno las 2-3 pm desaparecido por completo".

- Periódico Krasnoyaretz, 13 de julio 1908

*Impresionante verdad??? Si alguna vez veis el cielo brillar por la noche o por el día, resguardaros, porque se ha calculado que meteoritos tan grandes son frecuentes y.... si una vez sucedió, ¿por qué no otra?


3 comentarios:

  1. Palabras conocidas para una respuesta a los misterios sin resolver: Lo 'imposible' es posible.
    En esta existencia todo esta permitido.
    No hay misterios... es falta de información...

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...